domingo, 2 de noviembre de 2008

Dia 9(1-8-2007): Como cruzar Croacia en un dia



Tengo que comenzar diciendo que esa noche yo apenas dormí, las razones son varias:
Primero el hostal con literas altísimas y sin protección, además de eso el señor Fer paso una de sus noches roncadoras y los americanos que llegaron borrachos y haciendo ruido cuando se tranquilizaron empezaron a sufrir los ronquidos de Fer, así que se pusieron a comentarlo y a hacer ruidos para que se callase, al final se durmieron... pero yo no pegue ojo en casi toda la noche.

Así a las 6 de la mañana estábamos despiertos y nos fuimos a la estación de bus, yo que iba con gafas, dormido y con mis dos mochilas(la grande detrás y la de delante pequeña por lo que no veía nada de la parte inferior delantera) así que de repente aparecieron unos pilones para no aparcar y yo salte uno pero no el siguiente... eso me hizo un bocadillo en el músculo que me dejo medio cojo todo el día!(el día que mas andamos casi!)

Así que llegamos a la estación de bus con intención de salir prontito a los lagos Plitvice que había dicho que es lo mas bonito de Croacia, el caso es que el primer bus que salía hacia allí estaba lleno... por lo que tuvimos que esperar una hora para que saliese el siguiente, al menos así desayunamos algo mejor y nos entretuvimos viendo a las palomas que vivían en la estación de bus.

Esperando en la estacion

Llegada la hora nos bajamos al anden y nos hicieron el timo croata, que consiste en que tu pagas tu billete... pero tienes que pagar un "impuesto revolucionario" por las maletas (de un euro mas los 11 de antes el viaje eran 12 euros) lo que suele provocar un malestar generalizado en la gente.
Pero bueno... menos eso el viaje era de unas 3 horas hasta los lagos, de los cuales dormí casi todo el viaje.
Al llegar allí después de unas pequeñas dudas sobre la parada(no es que tuviese una gran señalización) llegamos a la primera zona donde había un self-service donde aprovechamos a comer pues era ya buena hora.
Comimos y nos fuimos a la entrada, allí nos planteamos seriamente en colarnos pues es algo no muy complicado pero al final decidimos ser legales y pagar la entrada pasándonos todos como estudiantes(Fer y yo con carné universitarios, Javi el joven e Ismael con el de alberguista!!).
Nos mandaron al hotel que había cerca para dejar las mochilas por un módico precio(un poco mas de un euro por cada una... mira que es caro ir por Croacia con bultos!).
Nos informamos de las posibilidades de ir hacia la costa desde allí, la primera idea había sido ir a Split directamente pero al perder el primer bus nos quedaba muy poco tiempo así que decidimos ir a Zadar a las 17:20.

después de eso entramos en el parque natural de los lagos de Plitvice, había varias excursiones de diversa duración y nos decidimos por la primera, mas corta y mas adelante ya se vería. Esta primera empezaba por cruzar uno de los lagos grandes en una barquita, de camino al embarcadero nos pusimos a hablar con unos catalanes que me hicieron una coña con Milito(Traspasado ese verano al Barça, y yo llevaba una camiseta del Zaragoza)y es que para variar el lugar estaba lleno de españoles!

Esperando a la barca

Nada mas llegar nos impresiono el color y la claridad del agua del lago que íbamos a cruzar, nos metimos en la barca y cruzamos al otro lado, allí comenzamos a andar por un camino hecho de madera porque la vegetación era una pasada, es una selva de bosque continental por la que corren varios arroyos de agua haciendo crecer la vegetación a niveles impresionantes.

Ejemplo de aguas cristalinas

Pasarela por los riachuelos

Pequeñas cascadas

Ejemplo de frondosidad


Así pues fuimos andando(yo cojeando mas bien por el bocadillo de primera hora de la mañana) descubriendo cada vez parajes mas increíbles, lagos grandes y pequeños con aguas cristalinas y miles de peces en ellos.
Durante el recorrido que hicimos acompañamos a una mujer mayor española que se había perdido y un niño me pego en la mano y después se cayo al suelo(así de literal, no le di sin querer sino que fue el niño mismo quien le dio a mi mano).

Otro laguito

Arroyos bajando por el bosque

Mas lagos

Esperando el trenecito

Después de hacer el primer recorrido que es a las orillas de los lagos fuimos al segundo que es por la parte mas alta, esperamos al trenecito que llevaba de recorrido al inicio. Desde el segundo recorrido se pueden apreciar mas los colores de los lagos que según su suelo pasan de azul a verde turquesa increíble, también hay una zona de grutas bastante curiosas.

Vistas de los lagos

Ahora sin mi

La gruta


Después de varias horas andando, yo la verdad es que no podía andar mas, mi músculo estaba en los limites y además se estaba haciendo la hora para ir a por el bus.
Así que nos volvimos, recogimos las mochilas y nos fuimos a esperar al bus hacia Zadar.

La verdad es que la parada no parecía muy segura, y el bus se retrasaba... así que un hombre con una camioneta nos dijo que el nos llevaba a Zadar, eso si... 100 euros los 4, mas del doble de lo que valía el bus, pero al final decidimos esperar el bus que llego al poco y nos fuimos hacia la costa!

Llegamos a final de tarde a Zadar y sin poner el pie en el suelo nos empezaron a acosar las abuelas con sus habitaciones, al final nos convenció una abuela que por 10 euros nos ofrecía una casa con 2 habitaciones, salón y baño, según ella a 15 minutos de la playa. también quedamos que nos llevaría al día siguiente a la estación de bus. Todo esto nos lo contó la hija que era la que hablaba ingles claro XDDD

Así que nos fuimos en el coche de la hija(algo apretados)hasta la casa, que simplemente era la parte de abajo de una casa de campo. No estaba mal, tenia una lavadora y cocina. Así que nos fuimos a un súper que había a 5 minutos a comprar algo para hacer unos espaguetis y bebernos el vino esloveno(que era malísimo).

Cenando en "nuestra casa"

Después decidimos ir a darnos un baño a la playa... pensábamos que estábamos mas cerca y nos fuimos con nuestra pinta de Güiris totales.
El caso es que nos costo como 25 minutos a buena marcha y nos dimos cuenta de que hacia un poco de viento como para darnos un baño, así que llegamos al centro de la ciudad que había que cruzar... y fuimos el centro de todas las miradas porque mientras nosotros íbamos de playa, allí todo el mundo iba de punta en blanco :S todos súper elegantes y todo llenísimo de gente(y de tías tremendísimas).

Nuestras pintas de gïris

Torre de Zadar


Cruzamos todo el centro de la ciudad para llegar al famoso "órgano de mar" de Zadar, que es un complemento a su paseo marítimo compuesto de tubos que dan al mar y con las olas hacer diferentes sonidos similares a los que puede hacer un órgano.

Oyendo el órgano de Mar

Después de dar una vuelta decidimos que nos sentíamos demasiado ridículos como para quedarnos allí mas tiempo y nos volvimos a "nuestra casa" a la cual nos costo otros 25 minutos llegar y eso que íbamos rápido! Llegamos y nos fuimos a dormir porque el día había sido duro.

2 comentarios:

coleto dijo...

Pues yo dormí de un tirón en aquel hostal.

Bocadillo? la primera vez que oigo esta palabra tal y como la utilizas.

Podías haber puesto el video que tengo colgado en youtube para explicar el organo de mar.

Rizzen dijo...

Es q es argot futbolistico... cuando te dan un golpe en un musculo se produce un bocadillo entre la pierna del otro jugador y tu hueso.
Pues si... lo cuelgo ahora porque aunq no se ve nada se puede oir :P